Si vas a ir a una tienda de patinetes eléctricos, tal vez sea mejor que antes veas este artículo

Supongamos que has ahorrado un dinero para poder comprarte un patinete eléctrico, tienes muchas ganas de tener uno porque lo has visto por la calle y sabes que te va a suponer una gran comodidad para tu día a día, pero cuando lo compras, a las 2 semanas ya empieza a tener problemas de autonomía, buscas en Google información sobre tu patinete y… te encuentras con que el patinete que tanto querías al final es un patinete de mala calidad. Si lees este artículo este tipo de cosas no te ocurrirán, ya que podrás ir a la tienda patinetes eléctricos con la seguridad que saldrás de ella satisfecho con tu compra, y todo gracias a la información que has aprendido y tu criterio.

¿Qué factores he de seguir cuando vaya a una tienda patinetes eléctricos?

Primero de todo es asegurarte de ir a una tienda de patinetes eléctricos física y, a poder ser, que dicha tienda sea especialista en patinetes eléctricos, ya que, aparte de poder aconsejarte de la mejor manera, una tienda física podrá dar la cara en el momento en el que tengas un problema con el patinete o con los mismos recambios. Además, una tienda de patinetes eléctricos física te proporcionará la posibilidad de probarlo antes de llevártelo a casa. A pesar de que el comercio electrónico sea lo que se lleva ahora, has de tener en cuenta que hay ciertos productos que son más convenientes de comprar de manera física.

El segundo paso a seguir es revisar la normativa de dichos patinetes, ya que por muy potentes que puedan llegar a ser o te puedan mostrar en una tienda de patinetes eléctricos, la normativa se está poniendo cada vez más estricta y el límite de velocidad proporcionado por ley en el entorno urbano es, actualmente, de 25 Km/h.

Por otro lado, has de tener en cuenta el tipo de uso que vayas a dar a tu patinete cuando vayas a comprarte uno en una tienda de patinetes eléctricos, ya que, por ejemplo, si vas a utilizar tu patinete para trasladarte en el entorno urbano y mezclando el transporte público, con un patinete de 350 Watios y con un peso ligero es de lo más ideal.

Observa la capacidad de batería y la autonomía que ofrece el patinete que vayas a elegir, ya que en el caso de que, por ejemplo, necesites una autonomía de 15 kilómetros, tendrás que buscar una autonomía superior, porque las marcas suelen marcar dicha capacidad eléctrica a partir de un trayecto en un entorno ideal.

Asegúrate de comprar un seguro para tu patinete, porque en el caso de que tengas un accidente, dicho seguro te permitirá que puedas circular por tranquilidad en la calle con la precaución de que si tienes un accidente de tránsito, puedas estar protegido a la hora de recurrir al servicio médico y jurídico. Además, la circulación de los patinetes eléctricos no deja de ser peligrosa a causa de que suelen transitar cerca de vehículos pesados como pueden ser coches o camiones, los cuales tienen cierta frecuencia a provocar accidentes y, además, un accidente de tránsito contra uno de estos vehículos puede suponer un peligro para tu vida.